Inicio Entrevistas Por Dentro Maria Grazia Chiuri

Maria Grazia Chiuri

POR DENTRO.

María Grazia Chiuri

texto Nelissa Fanfan / fotos Fuente externa
¿Cuál fue su reacción cuando le hablaron para la dirección creativa de Dior? Estaba sorprendida. Conocí al señor Sidney Toledano hace muchos años, y me sorprendió que me ofreciera el puesto porque nuestra primera reunión no fue muy fácil. Decidí ser muy clara con él sobre mi punto de vista de la casa de Dior y de la moda. Entonces dije: “Me gustaría unirme a Dior, porque es una gran oportunidad, pero tenemos que ser capaces de pensar en la marca de una manera diferente”.
¿Cómo se siente ser la primera diseñadora femenina de la casa? Se siente como una gran responsabilidad. Cuando comencé a interesarme por la moda, cuando empecé a estudiar moda, era diferente; usábamos la moda para expresarnos, para disfrutarla. Pero ahora todo se mueve mucho más rápido en la moda, y no quiero imponer nada a las mujeres. Quiero que las mujeres se encuentren a sí mismas. Quiero apoyar a las mujeres para que intenten encontrar piezas que realmente les gusten y que verdaderamente   funcionen con su espíritu.
¿Estaba preocupada de que tuviera que cambiar su vida luego de convertirse en directora creativa de una casa de moda que ha tenido tantos diseñadores extraordinarios a la cabeza antes? No tenía miedo porque soy una mujer un poco loca. Creo que es importante tomar riesgos. Inicialmente, no estaba tan clara en mi mente cómo era Dior porque es diferente cuando ves una marca desde afuera hacia adentro. Cuando llegué y comencé a entender qué tan grande era la marca, dije: ¡Dios mío! Pero me pareció muy emocionante, y puse toda mi pasión y creatividad para trabajar para la firma.
¿Qué quiere lograr ahora en la casa Dior? Me gustaría que la nueva generación vea a Dior como una casa con la que toda clase de mujer se pueda identificar y expresarse.
MARIA GRAZIA CHIURI. Actual diseñadora y primera mujer al frente de la casa francesa Dior. Además, ha trabajado en otras marcas como Fendi y Valentino en la que estuvo a cargo por 17 años junto a Pierpaolo Piccioli. Durante su etapa en Valentino, Chiuri y Piccioli devolvieron el esplendor a la firma mediante una estética romántica e hiperfemenina.