Inicio Ritmo Personal Descubrir Construyendo la fe en la familia: Sagrada Familia en Barcelona

Construyendo la fe en la familia: Sagrada Familia en Barcelona

Alrededor del mundo existen muchas familias y Antonio Gaudí escogió Barcelona, España para dejar plasmado su trabajo arquitectónico en la reconocida Basílica Católica Templo de la Sagrada Familia, o solo la Sagrada Familia, como es comúnmente conocida. La obra es considera como la máxima expresión de la arquitectura modernista. Junto a los monumentos del Prado y la Alhambra de Granada es uno de los espacios más visitados en Europa después de la Basílica de San Pedro del Vaticano. Está prevista terminarse de construir para el 2026 y en ese momento será la iglesia más alta del mundo. Destacados conocedores de la carrera de Gaudí afirman que esta es una de las obras a la que él dedicó más tiempo en su carrera.

A simple vista es bastante grande y con muchas piezas tanto en su exterior como interior. Demos un recorrido visual y conozcamos lo que hay allí. En el interior de la iglesia está el altar, naves y columnas, en su exterior tiene 3 fachadas y torres. Las columnas interiores están hechas de materiales bastante fuertes y resistentes. Las columnas más largas y más gruesas están hechas de una roca llamada pórfido rojo. Estas columnas soportan las 5 torres centrales de la Sagrada Familia.

Tiene columnas en distintos tamaños y colores, cada una con una función distinta; las más pequeñas y oscuras están hechas de basalto, otras de granito, estas últimas tienen la función de dejar entrar la luz y además soportan las columnas exteriores de la Basílica. En otro tamaño están las columnas que sostienen el coro y se ubican delante del altar. El altar tiene una planta semicircular que está cubierta por una cúpula. También tiene la cripta, donde se encuentra enterrado Gaudí. Tiene siete capillas y unas hermosas escaleras a cada lado. La parte posterior del altar llamada ábside está decorado con cabezas de ángeles y en el medio del altar, en un trono del cielo, Jesús colgado en la cruz, también está decorado con luces y uvas.

La imagen de Jesús que está colocada en el interior de la Sagrada Familia es distinta a la imagen que acostumbramos a ver, en esta Él mira hacia arriba, por lo general lo vemos mirando hacia abajo o hacia los lados. El motivo de esto es que nos muestran cómo Jesús mirando hacia arriba está pidiendo el apoyo de Dios. Tiene cinco naves o espacios donde los feligreses, visitantes de la iglesia, se sientan durante la misa. El espacio principal se eleva muy por encima de los demás y está conectado con el espacio perpendicular que forma el brazo corto en una iglesia de planta de cruz latina. Detrás de ese espacio está ubicado el coro con las capillas. Pasemos a mirar las tres fachadas de la Sagrada Familia y las cuatro torres. Son tres, las cuales representan las fases de la vida de Jesús: Nacimiento, Pasión y Gloria.

Estas están rodeadas de cuatro torres que representan los cuatro evangelistas, que a su vez están interconectados hasta formar la representación de los doce apóstoles. Con respecto a las torres: la más alta simboliza a Jesús, que está rodeado por 4 evangelistas. Otra de las torres es de menor tamaño. Fue diseñada así con el propósito de explicar que el trabajo humano no puede ser más alto que lo que creó Dios. Luego de planificar el recorrido, se aconseja a todo aquel que visite Barcelona alojarse en un apartamento cerca de la Sagrada Familia. Así estará más cómodo y cerca a la hora de la visita.

Cuando la Sagrada Familia esté terminada en 2026 como está previsto, será exactamente 100 años después de la muerte de Antoni Gaudí. Para la fecha habrá un total de 18 torres: 12 torres para los apóstoles, 4 para los evangelistas, 1 para Jesús y 1 torre dedicada a María.