Inicio Columnistas Belleza BELLEZA: Eyes Wide Open

BELLEZA: Eyes Wide Open

BELLEZA.

No saben lo común que es que jóvenes acudan a mi consultorio con la queja de que no logran maquillarse sin que se les corra hacia el párpado superior, dando un smudge look.
“Lil, ¡please!, levántame esto aquí!”.
Existen casos en los que podemos crear un lifting químico con toxina botulínica (BOTOX), creando tracción con los músculos accesorios que levantan las cejas, pero cuando el exceso de piel es abundante, la única alternativa que se ofrecía era remover el exceso de piel con cirugía plástica.
“¡Me tengo que hacer una blefaroplastia!”.
Pero como siempre ando en búsqueda de los trucos nuevos que nos puede ofrecer la medicina estética, les traigo buenas noticias para todos y todas: hasta ahora no existía un método eficaz duradero que diera resultados parecidos a aquellos obtenidos con una cirugía de parpados. Es bueno recalcar que no es un láser, es un tipo de energía, conocida como plasma, que produce una lesión superficial y controlada. Las lesiones inducidas son del tamaño de la cabeza de un alfiler, y el tejido alrededor y por debajo del punto de impacto no recibe energía, ni tampoco sufre ningún daño.
Y provoca una retracción inmediata de la piel, que se puede ver desde el primer momento. En las horas siguientes se va formando una costra en cada punto, que dura entre 5 y 7 días (aproximadamente) para caerse de manera natural. Cuando se van cayendo, aparece debajo una piel nueva, sonrosada, elástica y retraída, que sustituye a la piel eliminada; luego la piel sigue su proceso de retracción provocado por la nueva formación de colágeno y elastina.
Cada procedimiento debe ser cuidadosamente analizado por el médico tratante para que, de una manera individual y personalizada, se entreguen los mejores resultados con la mayor retracción palpebral posible.
Este procedimiento, además de ser uno rápido y mucho menos costoso que una cirugía plástica, se realiza bajo los efectos de anestesia local tópica y sin riesgos de ningún hematoma. Sin duda, es uno de los avances más revolucionarios de la medicina estética en estos años. 
Es hora de envejecer con gracia y cada día los avances tecnológicos nos dan una oportunidad nueva para abordar las diferentes quejas de nuestros pacientes de una manera segura. Ya tenemos una solución no quirúrgica para mejorar la mirada y que veamos nuestro maravilloso mundo con Eyes Wide Open.

EDITORIAL.

Dra. Lil E. Peláez Frappier. Especialista en Medicina Estética y Medicina Antiage (UVA, Brasil. UK, Argentina. UIB, España) Director médico clínica INMED. Twitter/Instagram: @clinicainmed @caloriestore. Email: [email protected]
Hasta hoy la única técnica para corregir los signos de envejecimiento en la mirada o sea  caída de los párpados o flacidez en la piel del párpado inferior era la cirugía, este mal no discrimina género, ni edad, ni color, ni raza, es un mal del cual todos vamos a padecer en algún momento de nuestras vidas; algunos más temprano que otros. Ya sea por factores genéticos o falta de elasticidad, todos terminamos con una casita de campaña cubriendo nuestro párpado superior, esto da la apariencia de que estamos cansados y de que los años, sin dudar, pisan pesan y pasan.